El Gobierno de Aragón inicia la elaboración de los Presupuestos de 2020

El consejero de Hacienda y Administración Pública firma la orden de elaboración del Presupuesto de Aragón para 2020

El consejero de Hacienda y Administración Pública, Carlos Pérez Anadón, ha firmado la orden de elaboración del Presupuesto de Aragón para 2020 con el objetivo de aprobarlo antes de que empiece el próximo año, hecho que centró parte de la reunión del Consejo de Gobierno celebrado esta mañana.

Los Presupuestos de Aragón para 2020 habrán de tener en cuenta tanto el Estatuto de Autonomía, como la Ley de Hacienda de la Comunidad, así como las leyes orgánicas de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera, tanto nacionales como autonómicas, que marcan las actuaciones que afectan a los ingresos y los gastos, siempre de acuerdo con las directrices que establece la Unión Europea para alcanzar la estabilidad presupuestaria y la sostenibilidad financiera.

A partir de ahora, los diferentes departamentos del Gobierno de Aragón y la Dirección General de Presupuestos deberán poner en marcha sus equipos para elaborar el Presupuesto General de la Comunidad Autónoma, de sus Organismos Públicos y Empresas Públicas.

La orden del consejero de Hacienda pone de manifiesto la actividad y el esfuerzo de la Consejería, que ha puesto en marcha los mecanismos para elaborar la ley más importante de la comunidad apenas un mes después del nombramiento del Gobierno de Aragón, consciente de la necesidad de contar con un presupuesto que permita proyectar las políticas del Gobierno de Aragón de manera inmediata.

Los presupuestos de la Comunidad Autónoma para 2020 se orientarán a la consecución de los objetivos de la política económica del Gobierno de Aragón, en línea con los objetivos de desarrollo sostenible recogidos en la adenda 2030 y adecuarán sus ingresos y gastos al objetivo de estabilidad presupuestaria.

Esta necesidad obligará a realizar una revisión de los gastos de todo el sector público y a priorizar las políticas públicas, en un contexto que prevé moderación en el crecimiento de los ingresos y el cumplimiento del objetivo de estabilidad presupuestaria.

De esta manera, la prudencia y el ajuste de los compromisos adquiridos van a marcar las próximas cuentas que, una vez que hayan conformado los estados de ingresos y de gastos, se elevarán al Consejero de Hacienda y Administraciones Públicas para que a su vez someta el anteproyecto de ley de Presupuestos al acuerdo del Gobierno de Aragón.